Saltar al contenido

Salud Sexual

La salud sexual, al contrario de lo que puedes imaginarte, no solo abarca el bienestar físico de los órganos sexuales y zonas erógenas, también involucra todo lo relacionado para que la relación sexual se dé sin ningún problema.

Por ejemplo, una persona puede estar sana físicamente, pero debido a trastornos emocionales puede no rendir en lo sexual debido a la ansiedad, depresión entre otros estados mentales.

¿Qué es la salud sexual?

¿Qué es la salud sexual?

La salud sexual según la Organización Mundial de la Salud involucra tanto lo físico como lo emocional, mental y social a la hora de abarcar temas sexuales. Para que una persona tenga una salud sexual plena es necesario que se encuentre bien en cada uno de estos ámbitos de su vida.

Manteniendo una excelente salud sexual la persona se asegura que las relaciones sexuales y momentos eróticos con otras personas sean plenos y le aporten seguridad y confianza.

Hábitos para mejorar tu salud sexual

Para mejorar tu salud sexual en general deberás seguir algunas rutinas que te aportarán un estilo de vida sano:

  • Hacer ejercicio: el ejercicio mejorará tu estado físico y con ello la circulación de la sangre, evitando problemas de disfunción sexual, falta de líbido y además serás irresistible para tu pareja.
  • Dejar de fumar: fumar puede causar disfunción eréctil y esta a su vez te volverá inseguro a la hora de tener relaciones sexuales.
  • Mantener una buena alimentación: una buena alimentación te permitirá mejorar tu rendimiento sexual y evitar la obesidad (causante muchas veces de disfunción eréctil y disminución del tamaño del miembro, al menos visualmente).
  • No realizar prácticas de riesgo: el sexo sin preservativo con desconocidos es una práctica de alto riesgo que puede contagiarte alguna ITS.

¿Listo para mejorar tu salud sexual? Comienza desde hoy y siempre rendirás de manera excelente.

La salud sexual, al contrario de lo que puedes imaginarte, no solo abarca el bienestar físico de los órganos sexuales y zonas erógenas, también involucra todo lo relacionado para que la relación sexual se dé sin ningún problema.

Por ejemplo, una persona puede estar sana físicamente, pero debido a trastornos emocionales puede no rendir en lo sexual debido a la ansiedad, depresión entre otros estados mentales.

¿Qué es la salud sexual?

¿Qué es la salud sexual?

La salud sexual según la Organización Mundial de la Salud involucra tanto lo físico como lo emocional, mental y social a la hora de abarcar temas sexuales. Para que una persona tenga una salud sexual plena es necesario que se encuentre bien en cada uno de estos ámbitos de su vida.

Manteniendo una excelente salud sexual la persona se asegura que las relaciones sexuales y momentos eróticos con otras personas sean plenos y le aporten seguridad y confianza.

Hábitos para mejorar tu salud sexual

Para mejorar tu salud sexual en general deberás seguir algunas rutinas que te aportarán un estilo de vida sano:

  • Hacer ejercicio: el ejercicio mejorará tu estado físico y con ello la circulación de la sangre, evitando problemas de disfunción sexual, falta de líbido y además serás irresistible para tu pareja.
  • Dejar de fumar: fumar puede causar disfunción eréctil y esta a su vez te volverá inseguro a la hora de tener relaciones sexuales.
  • Mantener una buena alimentación: una buena alimentación te permitirá mejorar tu rendimiento sexual y evitar la obesidad (causante muchas veces de disfunción eréctil y disminución del tamaño del miembro, al menos visualmente).
  • No realizar prácticas de riesgo: el sexo sin preservativo con desconocidos es una práctica de alto riesgo que puede contagiarte alguna ITS.

¿Listo para mejorar tu salud sexual? Comienza desde hoy y siempre rendirás de manera excelente.