Vie. Abr 12th, 2024

Sexting: ¿Qué es y cómo practicarlo?

Abr 4, 2024
sexting

El sexting no es algo nuevo. Ya se hacía en la época donde nos mandábamos cartas con nuestros enamorados/as aunque, hoy en día, se ha viralizado gracias al uso de los teléfonos móviles. En líneas generales, el sexting es el envío de archivos con temática erótica (fotos, videos, imágenes, etc.) a otra persona por vía whatsapp, email, redes sociales u otro tipo de plataformas o apps. Pero, si quieres saber más, aquí te vamos a contar qué es el sexting y cómo practicarlo de forma segura.

¿Qué es el sexting y para qué sirve?

El sexting procede de las palabras inglesas “sex” y “texting” que, traducidas al español, significan sexo y mensaje de texto. También es denominado sexteo o hacer sexting, que viene a referirse al envío de mensajes de texto u otro tipo de archivos de índole sensual e íntimo por medio de los smartphones.

Se puede utilizar para crear interés sexual en otra persona, usándose como experimentación sexual, una forma de hacer preliminares para aumentar el deseo o como un sustituto de la relación real cuando los involucrados están separados por la distancia. Incluso es habitual en personas que se han conocido por medio de apps de contactos como forma de generar interés.

chica haciendo sexting

Consejos útiles para hacer sexting

Si en el momento de hacer sexting aparecen ciertas dudas, te contamos las siguientes claves para saber cómo actuar con el sexting.

Conocer el terreno

Es bueno estudiar el terreno comenzando con alguna insinuación o frase seductora para saber si la otra parte desea o no seguir con el juego, o hasta qué punto está dispuesto a llegar.

Así mismo, se consigue que aumente la excitación de manera gradual y garantizar que la próxima sesión de sexting no sea tan incómoda.

Relajarse al practicar sexting

Describir en todo momento que nos gustaría hacer con la pareja de la forma más erótica posible, aunque siempre diciendo cosas que realmente nos gustaría hacer con esa persona cuando nos veamos con ella.

Confesar cómo nos sentimos

Es decir, si estamos o no excitados durante la conversación que estamos teniendo o imaginando lo que vamos a hacer cuando nos veamos en persona. Una de las cosas que más excitan a las personas es saber que se han puesto ardientes pensando en ellas.

Cuéntale tus fantasías

Esto ayuda a mejorar la vida sexual y tendremos menos temor a decir lo que pensamos y sentimos si no tenemos a la otra persona delante. Es perfecto para contar las fantasías sin que nos vean ruborizarnos.

Piensa en tu pareja

Hacer sexting es cosa de dos, así que es mejor pensar en las cosas que le gustaría a la pareja hacer o le hiciéramos y escribirlas. Eso sí, siempre que estemos cómodos. A todos nos gusta recibir halagos que hagan subir la autoestima, sobre todo si están relacionados con el sexo.

Fotos seductoras

Hacerse una foto erótica y enviársela a la pareja es algo muy sexy. Eso sí, hay que hacerlo de manera espontánea y estar muy segura de querer hacerlo. No tenemos por qué hacerlo si nos presionaron para enviarla.

Parejas creativas

Tenemos que ser creativos para sorprender. Si la conversación se repite, puede terminar siendo monótona y aburrida. Es mejor sorprender con prácticas y posturas nuevas o usando diferentes juguetes.

Diversión y placer

Lo más sexy en una pareja es la capacidad de divertirse juntos y crear complicidad. El sexting busca que ambos disfruten y que la relación se haga mas fuerte. Un ejemplo divertido es enviar mensajes mientras se está con amigos o familia para crear cierta incomodidad picante.

chica rubia escribiendo con chico sexting

Hacer sexting y tener éxito según lo que envíes

Podemos hacer sexting enviando muchos tipos de formatos de archivos. En este caso, os comentamos cómo hacer sexting usando texto, gifs, audios fotos y tener éxito con la otra persona.

El texto

No hay una fórmula infalible para saber qué poner o no en un texto sexting. Suele existir un giro que cambia todo el ambiente a uno de tensión sexual y que es capaz de encender con solo leer lo que pone la otra persona. Leer un mensaje hot puede hacernos sentir muy bien, pero existe una pauta clara que hemos de seguir, sobre todo al principio, que es ser sutil y hablar con suavidad.

Gifs sugerentes

Para mantener latente el deseo y que no desaparezca, hay que dejar espacio a la imaginación y no mostrarlo todo de una sola vez. Antes de enviar fotos o pedirlas, podemos hacer un gif nuestro, algo que se vea sugerente pero no explícito. Eso hará que la otra persona se encienda más y mantenga las ganas.

Audios

Los audios también pueden aumentar la temperatura porque, aunque no parezca, puede hacer que nuestro cuerpo y el de la pareja se encienda. Si no te gusta tu voz o te parece un poco ridículo, prueba a grabarte y escuchar tu voz antes de enviar el audio. Puedes decirle cualquier cosa para encender la imaginación como dónde estás, qué sientes, qué posturas estás haciendo.

Fotos sutiles

Cuando ya existe cierta confianza, se pueden enviar fotos. Por lo general, se puede comenzar enviando algunas más sutiles. Otras que vayan con la típica pregunta de “¿Qué haces?” y que te respondan con una foto sugerente en el sofá, por ejemplo; hasta las fotos en respuesta a “¿Qué llevas puesto?” y que son más explícitas.

En Instagram podemos encontrar la opción de enviar contenido que la persona puede ver una única vez y que luego desaparece.

Descripción

Algo que siempre funciona y que es sencillo de hacer. Podemos describir cómo nos sentimos, dónde estamos, que cosas nos gustaría sentir, nuestras fantasías, etc. También relatar qué nos gustaría hacer si tuviésemos a esa persona al lado, que tocaríamos, cómo besaríamos, etc.

hombre escribiendo por smartphone

Riesgos y beneficios del sexting

En el sexting podemos encontrar una serie de riesgos y beneficios que es bueno que tengamos en cuenta, sobre todo los riesgos. Internet no deja de ser un mundo que sus normas todavía no están bien definidas y es conveniente tener siempre la seguridad de qué enviamos, cómo lo enviamos y a quién.

Riesgos del sexting

  • Viralización. Cuando mensajes y fotos se han difundido de forma púbica y masiva con consecuencias nefastas. Esto se considera un delito.
  • Extorsión. Puede ocurrir que la persona a la que enviamos contenidos eróticos nos chantajee con reenviarlo a otras personas a cambio de dinero u otros motivos.
  • Suplantación de edad. En apps como redes sociales es muy sencillo que una persona se haga pasar por otra, siendo un riesgo ya que estamos enviando información íntima a alguien desconocido.
  • Edad. Los menores y adolescentes entran en el mundo del sexo por medio de las redes sociales. Terminan creándose una imagen distorsionada de la sexualidad y asumiendo riesgos por desconocimiento.

Beneficios

No todo lo que está vinculado con el sexting es malo. Entre adultos, permite mejorar la satisfacción sexual y salir de la rutina.

  • Los mensajes eróticos ayudan a liberar estrés.
  • Se puede mejorar la relación de confianza y vínculo en la pareja.
  • Favorece la desinhibición.
  • Funciona como parte de preliminares.
  • Mejora el buen humor.
  • El sexo se mantiene entre parejas separadas por la distancia.

El sexting es una práctica que proporciona bastantes beneficios y diversión, aunque siempre que se realice de forma voluntaria y sana. Así mismo, no podemos dejar pasar los riesgos y las consecuencias de confiar en las personas equivocadas, por eso es siempre mejor asegurarse de a quién le estamos enviando nuestra información íntima.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *